Olmo chino (Ulmus parvifolia)

El olmo chino es un árbol caducifolio

Imagen – Wikimedia/Ronnie Nijboer

El olmo chino es un árbol de hoja semi-caduca que crece a un ritmo relativamente rápido, y que además llega a proyectar una sombra importante. Por eso, es una planta interesante para plantar en un solar amplio, aunque también podría estar en uno más pequeño si se poda con regularidad, ya que si no se hiciera, probablemente terminaría quitándole luz a las otras plantas que estuvieran creciendo cerca.

Así pues, si por ejemplo te estás preguntando si puedes cultivarlo en maceta por propia experiencia te diré que sí, pero solo tienes en cuenta que deberás controlar su crecimiento. Aún así, si tienes posibilidad, lo mejor será que lo plantes en el suelo ya que es ahí donde podrá convertirse en un árbol grande y bonito.

¿De dónde es originario?

El olmo chino es un árbol grande

El olmo chino, tal y como su nombre indica, es originario de China, pero también es autóctono de Japón, las dos Corea (del norte y del sur), y de Vietnam. Su hábitat son los bosques templados de dichos países, si bien también puede crecer de forma algo aislada, a una altitud de entre los 0 y los 400 metros sobre el nivel del mar.

Como consecuencia de ello, soporta bien tanto el verano extremadamente cálido, con temperaturas de 30-40ºC, como a los inviernos en los que se registran nevadas importantes. De hecho, mientras que el termómetro baje de los 0 grados en algún momento y no supere los 40ºC, podrá crecer sin muchos problemas.

¿Qué usos tiene?

Es un árbol que se usa como planta de jardín, pues proporciona mucha sombra y, además, se pone precioso en otoño. Ahora bien, también es uno de los que más se trabaja como bonsai, ya que tolera muy bien la poda.

¿Cómo es el olmo chino?

Nuestro protagonista es un árbol semi-caducifolio (es decir, que no pierde todas las hojas) cuya altura es de 20 metros. El tronco tiende a ensancharse hasta medir más o menos un metro de diámetro en su base, y su corteza es de color grisáceo. La copa es ancha, compuesta por hojas simples y con forma aovada, y se tornan rojas en cuanto bajan las temperaturas en otoño o invierno.

Sus flores son de pequeño tamaño, motivo por el que a menudo pasan desapercibidas, y hermafroditas. Además, son de color verde o blanco. Brotan hacia finales del verano, y fructifican poco después produciendo sámaras aplanadas de color marronáceo.

Su nombre científico es Ulmus parvifolia; sin embargo, aún se suele conocer por Zelkova parvifolia, a pesar de que se sepa que no es un Zelkova.

¿Cómo se cuida el olmo chino?

El olmo chino es un árbol caducifolio

Imagen – Wikimedia/Bidgee

Es un árbol que necesita estar en un sitio amplio, ya que de lo contrario no podrá crecer como nos gustaría. Asimismo, el clima debe ser templado, puesto que si es tropical, al no haber heladas se mantendría siempre con hojas, algo que terminaría pasándole factura pues, como decía antes, es un árbol semi-caducifolio. Necesita perder parte de su follaje en algún momento del año para, así, entrar en reposo y poder tener energía para reanudar su crecimiento en primavera.

Asimismo, tendremos que proporcionarle estos cuidados, en caso de que sea necesario:

Ubicación

El Ulmus parvifolia es un árbol que se tendrá siempre fuera, y expuesto a la luz del sol de forma directa. Asimismo, recomiendo plantarlo en el suelo si se tiene la oportunidad, a una distancia de unos diez metros de suelos pavimentados, tuberías y demás cosas que pudiera romper.

No es exigente en lo que respecta a la tierra, ya que crece bien incluso en los suelos pobres. Sin embargo, si es muy compacto y/o muy pesado, es aconsejable realizar un hoyo de plantación de 1 x 1 metro, y así poder llenarlo con sustrato universal.

Otra opción sería tenerlo en una maceta, pero en este caso piensa que tendrás que trasplantarlo con cierta frecuencia -cada vez que se le salgan las raíces por los agujeros de la misma-, y podarlo.

Riego

El riego se hará en caso de que no llueva. Especialmente importante será si se cultiva en maceta, puesto que en esas condiciones la tierra permanece húmeda menos tiempo. Por lo general, habrá que rehidratarlo cuando veamos que la tierra está seca, o casi seca. No tenemos que esperar a que empiece a agrietarse, porque de hacerlo será más difícil que vuelva a absorber el agua.

Si vamos a tener al olmo en maceta, lo que haremos será echarle agua hasta que salga por los orificios de drenaje. En el supuesto caso de que el sustrato no la absorbiera, lo que haríamos sería sumergir la maceta en un barreño con agua y dejarla ahí durante unos 30 minutos más o menos. De este modo, la planta podrá saciar su sed con normalidad.

Multiplicación

El Ulmus parvifolia se multiplica por semillas, así como también por esquejes en primavera. Las primeras pueden sembrarse en macetas con sustrato universal como este por ejemplo, y germinarán al cabo de unos pocos días (normalmente una o dos semanas).

Los esquejes se toman de ramas sanas, y han de medir al menos 30 centímetros de largo. Luego, se impregna la base con hormonas de enraizamiento (en venta aquí), se plantan en macetas con vermiculita (en venta aquí) o turba, y se van regando de vez en cuando para que no se sequen. Si todo va bien, en unos 15 días comenzarán a emitir raíces.

Poda

La poda del olmo se realiza a finales del invierno. Cuando llegue el momento, se eliminan las ramas secas y rotas, y se aprovecha para recortar las que sea necesarias para que el árbol tenga una copa más o menos redondeada.

Plagas y enfermedades

El olmo chino es un árbol bonito

Imagen – Wikimedia/そらみみ

Aunque es bastante resistente, pueden afectarle estos insectos: araña roja, barrenillos, pulgones, mosca blanca y cochinillas. Y en cuanto a las enfermedades, la roya y la grafiosis son las que más pueden afectarle.

Rusticidad

Aguanta las temperaturas de hasta los -18ºC, así como las máximas de hasta los 35-40ºC si tiene agua a su disposición.

¿Qué opinión te merece el olmo chino?


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*