¿Cuándo y cómo regar árboles?

Flores del Cercis siliquastrum
Flores del Cercis siliquastrum , un árbol que requiere riegos regulares.

Los árboles son plantas que suelen recibir o mucha más agua de la que necesitan, o por el contrario menos. Y lo cierto es que el tema del riego es uno de los más complicados de controlar, especialmente si se tienen los ejemplares en el suelo, pues en esas condiciones es casi imposible saber con absoluta certeza si las raíces están hidratadas lo suficiente o no.

Por eso, en esta ocasión te lanzo la siguiente pregunta: ¿sabes cuándo y cómo regar árboles? Si no sabes la respuesta, o si tienes dudas, no te preocupes que a continuación te la resolveré 🙂 .

No todos los árboles necesitan la misma cantidad de agua

Brachychiton rupestris
Brachychiton rupestris, un árbol muy resistente a la sequía. // Imagen procedente de Flickr/Louisa Billeter

Y esto es lo primero que hay que saber. Por fortuna, vivimos en un planeta donde hay diversidad de climas, diversidad de suelos y de hábitats, lo cual significa que hay un número importante de especies de árboles que viven en zonas con condiciones dispares: unos viven en zonas donde la lluvia es tan escasa y la insolación tan fuerte que seca rápidamente la tierra; otros sin embargo se han adaptado a vivir en lugares donde las lluvias son muy abundantes y la temperatura siempre cálida;… y en medio de esos dos extremos, hay muchísimos otros escenarios o hábitats.

Por este motivo, cuando vamos a comprar un árbol para el jardín o para cultivarlo en maceta, debemos de averiguar de dónde es originario, pues no siempre los cuidados que ha estado recibiendo hasta ese momento son los adecuados. Para que te hagas una idea de lo que te digo, hablemos del Brachychiton populneus, un árbol perennifolio originario de la Australia más bien seca, y del Persea americana (aguacate), un árbol también de hoja perenne que vive en el centro y este de México y de Guatemala.

Mientras que el primero es muy resistente a la sequía (yo tengo dos en el jardín y no los riego nunca, y caen unos 350mm al año), al aguacate sí que hay que regarlo muy seguido, ya que en su hábitat natural caen entre 800 y 2000 mm cada año.

Entonces, ¿cuándo y cómo regar árboles?

Ginkgo biloba
El Ginkgo biloba es un árbol que necesita riegos frecuentes. // Imagen procedente de Wikimedia/SEWilco

Árboles en maceta

Si cultivas árboles en maceta realmente no te será muy difícil controlar el riego; no en vano, solo tienes que echar agua hasta que veas que se sale por los agujeros de drenaje, dejando el sustrato empapado. En el caso de que vieras de que el preciado líquido se va hacia los lados, es decir, entre lo que es el sustrato y la maceta, deberás de colocar dicha maceta en un barreño con agua, ya que eso pasa porque la tierra está tan seca que se convierte en un »bloque».

La frecuencia de riego va a variar mucho dependiendo de la estación en la que te encuentres, por ello siempre me gusta aconsejar lo mismo: comprobar la humedad de la tierra, por ejemplo pesando la maceta una vez regada y de nuevo al cabo de unos días, o con el clásico palito, el cual saldrá con mucha tierra adherida si todavía sigue húmeda.

Árboles en el jardín

Si lo que tienes son árboles plantados en el jardín la cosa se complica. ¿Cómo saber cuándo hay que regarlos? Y, ¿cuánta agua hay que echarles? Bueno, depende del tamaño de los mismos. Y es que si alguna vez has leído o escuchado decir que la superficie que ocupa su sistema radicular más o menos coincide con el tamaño de su copa… no es cierto, pero sí que es un dato que te puede servir.

Para entender mejor este tema y evitar problemas, tienes que saber que, a grandes rasgos, hay dos tipos de raíces arborícolas: una es la pivotante, que es la más gruesa de todas y la que sirve de anclaje, y otras más finitas que son las llamadas raíces secundarias y que cumplen con la función de búsqueda y de absorción de agua. La pivotante crece hacia abajo, pero se suele quedar en los primeros 60-70cm tierra adentro, las otras en cambio sí que crecen mucho (muchísimo, en el caso de árboles como los Ficus o los Fraxinus, que pueden llegar a medir diez metros de largo o incluso más).

Así pues, cuando reguemos hay que echar abundante agua, de manera que consigamos que llegue a todas las raíces. Por lo general, si las plantas miden dos metros de altura, con diez litros pueden tener suficiente; en cambio, si miden cuatro metros o más, diez litros lo normal es que les sepan a poco 🙂 .

Teniendo todo esto en cuenta, podemos comprobar la humedad de la tierra con medidores de humedad digitales, que al introducirse en el suelo nos dirán cuán húmeda está, o bien un método que a mí personalmente me gusta más por encontrarlo más fiable es el de escarbar unos diez centímetros junto a la planta. Puede parecer poco, pero si a esa profundidad vemos que la tierra está muy húmeda, podemos hacernos una idea de que si profundizáramos algo más seguiríamos encontrando tierra húmeda, pues a los rayos solares les cuesta llegar más abajo.

Ceratonia siliqua
La Ceratonia siliqua vive bien con poca agua.

De todas formas, si te han quedado dudas, no las dejes en el tintero.

2 comentarios en “¿Cuándo y cómo regar árboles?”

  1. Hola Mónica.

    Súper interesante el comentario.

    Me parece muy útil, nosotros siempre tenemos la duda y regamos a casi todos por igual (la verdad es que casi todos nuestros árboles son de clima templado y de hoja caduca). Es bueno tener varias formas de determinar la humedad de la tierra. Las fotos son una pasada. El Brachychiton rupestris es alucinante!

    Muchas gracias como siempre!

    NACHO GALANTE

    1. Sí, es un poco difícil controlar el riego, sobretodo cuando se tienen las plantas en el suelo. Pero con el tiempo y la experiencia se va consiguiendo.

      Con respecto al B. rupestris, es una maravilla de árbol. A mí me gusta llamarlo el baobab australiano, por el tronco en forma de botella que tiene y por su resistencia a la sequía. Tengo uno desde hace un par de años en el suelo y creo que solo lo he regado unas cinco o seis veces. Y ahí sigue, creciendo.

      Por supuesto que crece más cuando recibe riegos más seguidos, pero si vives en una zona donde llueve poco y buscas tener un jardín de bajo o nulo mantenimiento, sin duda es una especie muy a tener en cuenta.

      Saludos!

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.