Arce menor (Acer campestre)

El Acer campestre es un árbol caducifolio

Imagen – Wikimedia/David Perez

El Acer campestre es un árbol caducifolio con una copa amplia y densa. Es muy interesante para cultivar en los jardines, donde pueda crecer con libertad. Y es que aunque tolera la poda, no es una planta que aconsejemos quitar ni recortar ninguna rama, a menos que esté seca o rota, ya que su valor ornamental podría disminuir considerablemente.

Además, es una especie rústica, que soporta las heladas moderadas así como el calor mediterráneo, el cual puede ser intenso en verano. Así que, vamos a conocerlo en profundidad.

Origen y características del Acer campestre

El Acer campestre es un árbol caducifolio

Imagen – Wikimedia/Rosenzweig

Es una variedad conocida como arce silvestre, arce campestre o arce menor que alcanza una altura de entre 7 y 10 metros. Es originario de Europa y de buena parte del Reino Unido, así como del oeste de Asia y del norte de África.

Desarrolla una copa redondeada y ancha; de hecho, los ejemplares más ‘viejos’ y los que crecen sin ningún árbol que les moleste pueden llegar a tener una que mida entre 4 y 5 metros. Las hojas son palmatilobadas, y miden unos 10 x 10 centímetros. Son de color verde-glauco, excepto en otoño que se vuelven amarillas o rojizas, y tienen el envés algo tomentoso.

Florece al terminar el invierno, cuando las temperaturas empiezan a recuperarse, y antes de que broten las hojas. Las flores son pequeñas, de color verde amarillento, y brotan formando una inflorescencia o grupo de flores con forma de corimbo. Y el fruto es una doble sámara alada de unos 5 centímetros de longitud.

Se conocen unos 30 cultivares, como por ejemplo los que recomendamos a continuación:

  • Compactum: crece solo hasta 3 metros, y tiene una copa considerablemente más estrecha que la especie común, de 2 metros como máximo.
  • Fastigiata: es un árbol que mide entre 8 y 10 metros de altura, el cual presenta un porte columnar, con la copa estrecha.
  • Huibers Elegant: crece entre los 6 y los 12 metros de altura, y tiene una copa que empieza siendo piramidal pero luego va volviéndose ovoidal. En otoño sus hojas pasan a ser amarillas.
  • Red Shine: puede medir hasta 15 metros de altura, y presenta una copa piramidal cuyas hojas brotan rojas, luego pasan a ser verdes, y en otoño se vuelven amarillas.

¿Para qué sirve?

Nuestro protagonista tiene múltiples usos. Es un árbol que se planta mucho en los jardines, ya que su copa proporciona sombra, y además tiene un fantástico color otoñal. Además, si elegimos cultivares pequeños podremos tenerlos incluso en los jardines donde el espacio es limitado.

Pero, como ocurre siempre cuando una especie arbórea es muy común, el ser humano le ha sacado otros usos. Y es que es un árbol melífero, por lo que es muy apreciado por los apicultores; y también se usa para hacer cremas que alivian el enrojecimiento de la piel. Por último, su madera se utiliza para fabricar muebles y hacer trabajos de ebanistería.

Como curiosidad, en Alsacia (situada en el noreste de Francia) se cuelgan sus ramas en las puertas de las viviendas para ahuyentar a los murciélagos.

¿Cómo se cuida el arce silvestre?

Las semillas de Acer campestre son dobles sámaras

Imagen – Flickr/joselez

El Acer campestre es un árbol resistente. Además, es una planta que aporta elegancia y color a los jardines, sin olvidarnos de que su copa proporciona una sombra fresca, ideal para pasar mejor esos días de verano que llegan a ser especialmente calurosos.

Se adapta bien a una gran variedad de microclimas, siempre y cuando sean templados y en invierno haya heladas. Pero para más información, aquí tienes una guía de cuidados de este bonito árbol:

Ubicación

Si tenemos en cuenta su origen y características, tendremos que colocarlo al aire libre, a pleno sol o en semisombra. Asimismo, se aconseja plantarlo en el suelo lo antes posible con el fin de que pueda tener un buen desarrollo.

Las raíces no son invasivas, pero sí que se ha de tener en cuenta que la copa suele ser muy ancha, motivo por el cual se ha de plantar a unos 5-6 metros de muros, paredes y otras plantas de gran altura.

Tierra

  • Jardín: crece en tierras fértiles y con buen drenaje. Teme el encharcamiento, así que se aconseja instalar algún sistema de drenaje si en el suelo se suelen formar charcos que tardar en absorberse, y/o si el solar tiende a inundarse.
  • Maceta: aunque no es una planta que viva bien en maceta, sí que es posible tenerlo en una durante su juventud. Esta ha de tener agujeros en la base, y estar rellenada con sustrato universal (en venta aquí).

Riego

El Acer campestre es un árbol que ha de recibir agua con regularidad, ya que no resiste la sequía. Es preferible que esa agua sea de lluvia, aunque también puede ser una que sea apta para consumo. Durante el verano hay que regar con frecuencia, unas 3 o 4 veces a la semana, sobre todo si estamos en un lugar donde llueve poco; en cambio el resto del año espaciaremos los riegos puesto que la tierra permanece más tiempo húmeda.

Abonado

Se ha de abonar desde primavera hasta que el verano termine. El árbol necesita nutrientes, así que mientras esté creciendo qué mejor que abonarlo con humus de lombriz, guano, abono de algas (en venta aquí) o compost.

Multiplicación

El Acer campestre se propaga mediante semillas, las cuales se han de sembrar en invierno, y por esquejes a comienzos de primavera. Las primeras germinan al cabo de unos dos meses, durante la primavera; y los últimos empiezan a enraizar al cabo de unas dos semanas.

Rusticidad

Resiste las heladas de hasta los -18ºC.

El Acer campestre es una planta rústica

Imagen – Wikimedia/Basotxerri

¿Qué opinas del Acer campestre?


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.